PLATO DE DUCHA LA MEJOR OPCIÓN

Para los baños pequeños la mejor opción, sin duda alguna, es la instalación de un plato de ducha. Ocupa menos espacio que una bañera, lo que deja libre un espacio que se puede aprovechar para colocar otros sanitarios y dar más sensación de amplitud y comodidad al baño.

Los platos de ducha se añaden a cualquier rincón o esquina, y podemos encontrarlos  de  muchas  formas y medidas tanto cuadradas, rectangulares o semicirculares. La mayoría son bastante planas, y apenas tienen un pequeño escalón para meterse dentro, lo que la hace una opción más conveniente para las casas de las personas mayores o con menor movilidad.

 

Plato de ducha: una apuesta por el ahorro y la eficacia

Hoy en día lo mejor es cambiar la bañera por un plato de ducha. Y no es una simple casualidad, sino que las amplias ventajas que ofrece el plato de ducha es infinito. Pero, ¿Cuáles son estas ventajas?

Ventajas que ofrecen los platos de ducha:

  • Ahorro: tanto el plato de ducha como la instalación resultan más económicos que la opción de la bañera. Y no solo eso,  a la hora de hablar de consumo de agua, la ducha gana la batalla a la bañera. Para darnos un baño relajante son necesarios, al menos, 230 litros. Para una ducha de cinco minutos, tan solo 95 litros.
  • Espacio: en el caso de un cuarto de baño pequeño, no cabe duda de que la elección debe ser el plato de ducha para poder optimizar el espacio y la comodidad en nuestro día a día.
    Se adaptan al espacio en cuartos de baño de geometría complicada, los platos de  ducha, que hoy los encontramos cuadrados, semicirculares o rectangulares, se adaptan mejor a estos puntos muertos.
    En unas viviendas cada vez más pequeñas, tener plato de ducha en lugar de bañera puede resultar toda una bendición. Y es que estos ocupan la mitad que una bañera, lo que nos permite utilizar mejor el espacio y dar más amplitud incluso a los baños más pequeños.
  • Higiene: Los platos de ducha tienen un acceso más fácil y eso simplifica el momento de la limpieza.
  • Mayor seguridad: la movilidad que ofrece el plato de ducha es muy importante. No hay que hacer grandes gestos para entrar y salir. Eso disminuye la probabilidad de resbalar o tropezar, lo que hace al plato de ducha la opción indicada para aquellos hogares donde habitan personas de la tercera edad o con movilidad reducida
  • Decoración: a no ser que quiera un estilo vintage (cuyo elemento representativo podría ser la bañera), el plato de ducha va a revestir a su cuarto de baño con un estilo más moderno, y va multiplicar las posibilidades decorativas. La moda lo tiene claro: ¡el plato de ducha es la tendencia!

 

Consejos de decoración para aplicar en tu ducha:

  • El alicatado de la pared: el plato de ducha también puede dar mucho juego, sobre todo si sabemos jugar con los revestimientos. Si colocamos una mampara transparente, es buena idea que la pared que vemos a través de ella rompa con el diseño del resto del baño: cambia de color o utiliza otro alicatado. ¡El contraste quedará perfecto!
  • El pavimento: también la combinación de diferentes tonos en el pavimento puede ser un recurso decorativo interesante cuando contamos en nuestro cuarto de baño con un plato de ducha. La diferencia en los tonos y los materiales delimitará también el espacio para cada zona del baño.
  • Pequeños estantes: la verticalidad de la ducha nos permite colocar estantes y jugar con ellos a la hora de hablar de decoración. Puedes decidirte por diseños más funcionales, pero también puedes aprovechar este recursos para buscar piezas más originales.
  • El diseño de la mampara: como ocurría con las cortinas de la bañera, también la mampara nos ofrece un espacio para jugar con los colores y el diseño. Hay quien las prefiere totalmente transparentes, pero lo cierto es que el mercado nos ofrece múltiples opciones con diseños más originales para dar una nota más fresca al cuarto de baño.

 

Ducha, el dinamismo que inicia el día

Es el primer paso para iniciar tu día. Un lugar al que, literalmente, saltas para incorporarte a la rutina diaria totalmente despejado y lleno de energía. Esto nos anima que, cada vez más, valoremos que nuestro plato de ducha sea un espacio en el que poder movernos libremente. Así, factores como la seguridad o la amplitud se tornan fundamentales y condicionan, para bien, nuestras decisiones a la hora de diseñar el tipo de solución que vamos a instalar.

Platos de ducha como Burdeos y Marsella te permitirán disfrutar de este momento del día con absoluta confianza y tranquilidad. Fabricados en Resina  con extraordinaria capacidad antideslizante, estos platos pueden cortarse a ras de suelo diseñando soluciones de muy fácil acceso y para cualquier espacio de ducha. Su acabado texturizado, similar a la madera o la piedra natural, y su amplia gama de colores lo convierten en toda una apuesta por el diseño contemporáneo. Aquí puedes elegir tu plato de ducha.

CARRO

X